Últimas noticias
Lateral derecho Castillo de Javier
Lateral izquierda Castillo de Javier

El Parlamento de Navarra aprueba la Ley de Cuentas Generales de 2018

NAVARRAINFORMACION.ES

Lo ha hecho con los votos a favor de PSN, Geroa Bai, EH Bildu, Podemos e I-E, en tanto que Navarra Suma ha votado en contra. La ley recoge unos gastos de 4.179,67 millones

El Pleno del Parlamento ha aprobado hoy, con los votos a favor de PSN, Geroa Bai, EH Bildu, Podemos-Ahal Dugu e I-E y el voto en contra de Navarra Suma, la Ley de Cuentas Generales de Navarra de 2018, que recoge unos gastos de 4.179,67 millones (+ 5%, 195,91 millones) y unos derechos reconocidos netos de 4.102,66 millones (-9%, 425,57 millones).

Según el informe remitido en su día por la Cámara de Comptos, las cuentas generales de Navarra de 2018 ofrecen una visión general sobre la situación económico-financiera de la Administración Foral. En ese sentido, el informe recoge las cuentas del Gobierno de Navarra y sus organismos autónomos, el Consejo de Navarra, las sociedades y fundaciones públicas, el Parlamento y sus órganos dependientes: Cámara de Comptos y Defensor del Pueblo.

En cuanto a las cuentas del Gobierno de Navarra, en 2018 pagó 4.025,57 millones de euros y tuvo una recaudación neta de 3.857,58.

El capítulo más importante de gastos corresponde a las transferencias corrientes, con 1.513,87 millones (+2%). Le sigue personal, con 1.253,17 millones (+1%). Los gastos corrientes en bienes y servicios sumaron 629,42 millones (+7%) y las inversiones ascendieron a 152,46 millones (+28%).

Respecto a los ingresos, los impuestos directos suman 1.739.788 millones y los indirectos 1.870,16 millones. La tercera fuente más importante de financiación es el endeudamiento, con 208,058 millones.

El saldo presupuestario no financiero (diferencia entre ingresos y gastos no financieros) resultó positivo en 93,88 millones, mejorando esa cifra respecto al año anterior un 73% (257 millones). El remanente de tesorería para gastos generales es también positivo y alcanza los 158,14 millones, si bien disminuye un 56% respecto al ejercicio anterior.

El porcentaje más alto de gasto, 26%, va destinado a Sanidad, seguido de Educación con el 16%. El Convenio Económico con el Estado se lleva el 13% del gasto total, 529,583 millones (-5%) por las competencias no asumidas, 93 menos de lo que, antes del acuerdo de renovación rubricado en diciembre de 2017, requería el Gobierno de España. La deuda pública supone el 11% y los servicios sociales el 8%.

Respecto a 2017, se observa un aumento del 7% (en la recaudación líquida tributaria, hasta alcanzar los 3.249,73 millones.

La deuda financiera de la Administración Foral a 31 de diciembre de 2018 ascendía a 3.085,36 millones (-5%), de los que 2.779.875 (-6%) son a largo plazo. Este importe, con un peso relativo inferior de los préstamos, supone una reducción del 5% (172,74 millones) en relación a 2017, cuando el porcentaje de la deuda pública sobre el total era del 50%.

El tipo de interés medio global de la deuda en 2018 se ha reducido del 2,63% al 2,35%. En cuanto a las previsiones de amortización del conjunto de la deuda, el 48,3% se debe enjugar antes de 2024, año, en el que se prevé una amortización del 7,6%.

En marzo de 2018, una agencia de rating asignó a la deuda a largo plazo de Navarra la calificación de “A+ con perspectiva positiva”, nota de solvencia dos escalones superior a la del Estado.

Respecto a los avales concedidos por la Comunidad Foral, ascienden a 109,66 millones.

El informe del órgano fiscalizador señala que la Administración Pública de la Comunidad Foral cumplió en 2018 con todas las exigencias relacionadas con el volumen de necesidades de financiación, regla de gasto y sostenibilidad financiera.

Del análisis de la situación económico financiera de la Administración de la Comunidad Foral de Navarra y sus Organismos Autónomos se deduce un “cierto empeoramiento en algunos de los indicadores, lo que se traduce en que los ingresos corrientes no han sido suficientes para hacer frente a los gastos de funcionamiento y carga financiera, si bien los indicadores relacionados con la deuda han mejorado”.

Además, por primera vez en los últimos años los fondos propios presentan un valor positivo por 120,60 millones. En este marco, hay que tener en cuenta que existe una deuda por un importe relevante que ha de ser amortizada en los años venideros y que está condicionada de manera significativa tanto por el calendario establecido, como por la variación de los tipos de interés.

Por otra parte, en su informe la Cámara de Comptos llama la atención sobre el alto porcentaje de plazas vacantes. Según ese análisis, de las 23.349 plazas de la Administración Foral 7.078 están vacantes, destacando en este sentido el alto grado de temporalidad en Osasunbidea, Educación y Administración Núcleo. En este sentido, la Cámara de Comptos recomienda adoptar las medidas necesarias para ir reduciendo la temporalidad.

En cuanto a las empresas públicas, existen 17 con un patrimonio neto de 912,16 millones y una deuda de 91,79 millones. El resultado global del ejercicio arrojó 7,23 millones de ganancia. Las sociedades públicas cuentan con una plantilla total de 1.106 empleados, incluidos los de alta dirección.

Otras noticias publicadas

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies