Últimas noticias
Lateral derecho Castillo de Javier
Lateral izquierda Castillo de Javier

La Cámara de Comercio prevé que la economía navarra crecerá en torno al 6,5% en 2021

La Cámara de Comercio prevé que la economía navarra crecerá en torno al 6,5% en 2021

NAVARRAINFORMACIÓN.ES

La Cámara de Comercio prevé que la economía navarra crecerá en torno al 6,5% en 2021

La Cámara Oficial de Comercio, Industria y Servicios de Navarra estima que la economía navarra crecerá este año entorno al 6,5% y así lo refleja en el último Informe de Coyuntura Económica del primer trimestre del año. Las previsiones de crecimiento en las principales economías mundiales se corrigen al alza de acuerdo a las estimaciones de organismos como la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) y el Fondo Monetario Internacional. La OCDE proyecta un escenario de recuperación que va a depender de la rapidez y la efectividad de la vacunación en el mundo.

Las previsiones varían de acuerdo a posibles escenarios ligados a la evolución de la lucha contra la pandemia. El escenario positivo nos acercaría a finales del 2022 al crecimiento esperado antes de la pandemia, mientras que el escenario más negativo sitúa el crecimiento mundial claramente por debajo de la proyección del crecimiento sin pandemia.

Por otra parte, el FMI estima un crecimiento del 6% para la economía mundial en 2021 y del 4,4% en 2022, lo cual mejora en 0,8 y 0,2 puntos porcentuales respectivamente las previsiones anteriores. Esta corrección se debe a los paquetes de estímulo puestos en marcha por algunos países (con Estados Unidos a la cabeza) y la recuperación ligada al efecto positivo de las campañas de vacunación en la segunda mitad del año.

La economía navarra comienza el año con malos datos

La economía navarra se ha visto afectada de manera muy negativa por la pandemia y las restricciones establecidas para su control. Si bien no es una economía que depende en igual medida del sector servicios y en especial del turismo, como en el caso nacional, el peso de la industria y su elevada apertura al exterior, y de manera especial en algunas ramas de actividad como la automoción, han incidido de manera negativa en la economía foral.

La economía navarra cayó un 8,3% en 2020 como consecuencia de la COVID-19. En el cuarto trimestre del año, el PIB retrocedió un -5,9% interanual y creció un 0,3% con respecto al trimestre anterior. Se repitió, por tanto, la tasa registrada en el tercer trimestre, frenándose la recuperación que se había iniciado durante el verano.

Los datos más recientes muestran que el año comenzó con malos datos de empleo en enero y febrero; si bien se observa una leve mejoría en marzo. En enero el paro aumentó un 23,2% interanual y en febrero, el número de parados registrados fue de 42.982 personas, 9.011 más (+26,5%) que hace un año. Esta cifra es prácticamente la misma que en enero de 2017.  El dato de marzo supuso una leve mejoría, con un descenso hasta los 42.487 parados, (499 menos que en febrero) que representa, no obstante, un 13,7% más que hace un año. Hay que tener en cuenta que la pandemia empezó a afectar al empleo en marzo de 2020, lo cual, por un efecto comparativo, explica el menor crecimiento interanual del pasado marzo en comparación a meses anteriores.

La industria, el sector muy importante para la economía navarra, comenzó el año con una caída interanual del 15% en enero, debido fundamentalmente a la menor actividad de las industrias metálicas (-27,3%) y material de transporte (-15,1%). En febrero el dato fue más favorable con un crecimiento con respecto a enero del 3,2% y una menor caída interanual, del 4,6%. Sigue pesando la caída de la actividad en la rama de vehículos y componentes, del 10% con respecto a enero y del 24% interanual, si bien las industrias metálicas aumentaron su producción un 25% con respecto a enero y un 9,6% con respecto a febrero del 2020.

El Indicador del Clima Industrial (ICI) refleja opiniones más optimistas en febrero de 2021, debido tanto al ascenso estimado en la cartera de pedidos, como en la producción prevista. En línea con la mejoría de las previsiones de la actividad industrial en la Zona Euro, se espera que la industria mejore en los próximos trimestres, y de manera más intensa en la segunda mitad del año.

El sector servicios, el más afectado por la pandemia

En 2020 la cifra de negocios del sector servicios cayó un 10,2% con respecto al año anterior. Esta caída afectó a todas las ramas de actividad si bien la hostelería fue la más perjudicada, dado que registró un descenso del 47,5%.

El pasado enero la actividad del sector servicios cayó un 12,1% en términos interanuales y un 16,1% respecto a diciembre. De los dos grandes grupos, el comercio disminuyó un 10,6% y otros servicios un 16,0%. Dentro de este último, la hostelería volvió a ser el sector que experimentó una mayor caída, del 44,8%.

Tras un aumento de las ventas del comercio minorista en diciembre del 3,5% con respecto al año anterior, en enero y febrero volvieron a caer, el 6,5% y el 6,6% respectivamente.

En el 2020, las exportaciones cayeron un 13% y el año comenzó con el mismo tono con el que cerró el 2020. En enero de 2021, Navarra exportó 697 millones de euros, un 11% menos que en enero de 2020. La caída de las exportaciones se dio en todos los sectores económicos, así como en las ramas más importantes para nuestro sector exterior.

Las previsiones de crecimiento para 2021 no compensan la caída de 2020

La Cámara de Comercio de Navarra estima que la economía navarra crecerá este año entorno al 6,5%, impulsada por la mejoría de las previsiones del contexto internacional para la segunda mitad del año, la mejoría de la producción industrial y el crecimiento del comercio internacional, que se estima que este año crezca un 8%, si bien esta previsión está sujeta a una elevada incertidumbre.

Para impulsar la recuperación prevista este año es muy importante la activación, lo antes posible, de la inversión de los 148 millones de euros anunciados por el Gobierno de Navarra a través de diferentes programas, así como el paquete de 68 millones provenientes del reparto a las comunidades autónomas del fondo de ayudas económicas directas que el Gobierno de España va a destinar para facilitar la solvencia de autónomos, pymes y empresas.

No obstante, la aceleración del programa de vacunación en Navarra es fundamental para reactivar el consumo y la demanda de los sectores más afectados por la pandemia, como la hostelería, restauración y ramas de actividad ligadas al turismo. La vacunación se ha convertido, posiblemente, en el mejor instrumento de recuperación económica.

Además de la necesaria puesta en marcha de manera ágil de los proyectos de inversión previstos, es necesario seguir implementando medidas para reducir la destrucción de tejido productivo y de empleo.

Otro aspecto a tener en cuenta en el plan de reactivación es evitar una recuperación a dos velocidades y la generación de brechas de desigualdad entre el aumento del empleo en determinadas ramas de actividad u ocupaciones de alto valor añadido y el deterioro del empleo y las condiciones del empleo en sectores de bajo valor añadido, especialmente del sector servicios.

Acceso al informe

Otras noticias publicadas

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies