Últimas noticias
Lateral derecho Castillo de Javier
Lateral izquierda Castillo de Javier

EDITORIAL: Alianza de PSOE-PSN y Bildu

EDITORIAL: Alianza de PSOE-PSN y Bildu

El socialismo de este país no sabe cómo justificar haberse apoyado en Bildu para aprobar sus presupuestos.

El pacto con Bildu en Navarra que permitió el acceso a la presidencia de María Chivite y el apoyo a sus primeros presupuestos con el beneplácito de Sánchez, supuso  un antes y un después sin precedentes en los últimos 40 años en España, porque hasta ahora el PSOE, en general, y el PSN, en particular, eran contrarios a cualquier negociación con los herederos de Herri Batasuna que lidera Arnaldo Otegi.

Pacto que Chivite refuerza en Navarra horas después de la visita entre abucheos y protestas a Pamplona de Pedro Sánchez al anunciar un nuevo acuerdo presupuestario con Bildu y rechazar el apoyo de Navarra Suma que  llegó a ofrecer sus votos a Chivite para aprobar sus Presupuestos con la única condición de que no negociara con el partido de Arnaldo Otegi.

Las justificaciones de la alianza PSOE-PSN y Bildu no tienen precio, hasta el punto de comparar el pacto con Bildu con el pacto de la Transición, como afirmó José Luís Ábalos, Secretario de Organización del PSOE y ministro de Transportes. O la de  portavoz parlamentaria del PSOE en el Congreso, Adriana Lastra, que alegaba que son partidos democráticos legítimos. O como la de ayer cuando el portavoz del socialismo navarro, Ramón Alzórriz, decía que su partido siempre había apostado por no vetar ni excluir y sí por el diálogo.

La hemeroteca no falla, su presidenta, la socialista nacionalista Chivite, hasta hace bien poco renegaba de pactar con Bildu y aceptaba negociar con UPN, aquí en Navarra, al que hoy excluye sin contemplaciones en la coalición Navarra Suma.

Lo decía alto y claro Pedro Sánchez cuando no era presidente del Gobierno, “le estoy diciendo que con Bildu no vamos a pactar. Si quiere se lo digo 5 veces”Cinco son, precisamente, los años que han pasado desde entonces y la situación, hoy, es bien distinta.

Se habla de unos presupuestos que van a reactivar la economía española. ¿Cómo? se pregunta el común de los mortales.

Unos presupuestos pensados para pagar a Bildu acercando presos con delitos de sangre, a ERC con la exclusión del español y a Podemos con subidas masivas de impuestos y poco más.

Unos presupuestos que confían en la ayuda europea de 140.000 millones de euros repartida en 6 años para cuadrar las cuentas cuando España tiene ya tan solo en un año un boquete del PIB de 130.000 millones de euros, y eso en la mejor de las previsiones.

Parece no importar, el caso es gobernar a cualquier precio, sacar a la luz viejos odios y, eso sí, sacar a los presos terroristas de sus módulos de aislamiento, incluído ‘Txapote’. el asesino de Miguel Ángel Blanco y Gregorio Ordóñez, no vaya a ser que se enfaden.

Otras noticias publicadas

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies