Últimas noticias
Lateral derecho Castillo de Javier
Lateral izquierda Castillo de Javier

Pagudo: “Creemos que el móvil es nuestros ojos, nuestra boca y nuestra mente”

Con el caché que da el haber triunfado en su versión cinematográfica y teatral, ‘Perfectos Desconocidos’ llega este sábado y domingo al Teatro Gayarre de Pamplona, donde estará uno de sus actores destacados del elenco, Antonio Pagudo, quien asegura que la improvisación de los intérpretes hace que haya “una verdad absoluta”

Pagudo, en una entrevista a Efe, confiesa que esta obra que lleva meses girando por España, en la que un grupo de amigos decide compartir sin tapujos todo lo que llega a sus dispositivos móviles, consigue que el espectador se “mimetice” con los actores y esté “totalmente metido” en la acción que se desarrolla sobre las tablas.

P.- ¿Cuál es el secreto de ‘Perfectos Desconocidos’, éxito absoluto tanto en cine como en teatro?

R.- La clave es que estamos tratando temas que le importan al ser humano, se habla del amor y de las relaciones, pero lo hacemos a través de un elemento que nos perturba mucho, que nos modifica, que es el teléfono móvil. Esto es lo que hace que funcione el texto, la obra, pero además en el escenario lo convertimos en algo muy cotidiano, muy real. Lo que nos ha pasado en este año maravilloso de tanto éxito es que conseguimos que el espectador asista a una cena de amigos en la que se monta una muy gorda. Y, ¿a quién no le gusta estar ahí en mitad del meollo?

P.- ¿Hay espacio para los matices, para la improvisación, dos elementos correlativos al propio espectáculo teatral?

R.- Sí, porque nos dirige Dani Guzmán, que también es actor y sabe mucho de lo que pasa en el escenario, de lo que se puede conseguir. Lo que intentamos es convertirlo en algo mágico, en una experiencia, y para eso tenemos esa libertad de que las cosas ocurran de forma real, nos permite dar matices a una frase concreta según cómo nos encontremos ese día. Nos permite jugar y eso consigue que estemos vivos. La historia es sencilla como muchísimas, lo hemos visto millones de veces. Pero lo que más gusta a la gente es que se sienten como si estuvieran sentados a nuestro lado… y para eso debes tener una verdad absoluta.

P.- ¿Hasta qué punto está el público mimetizado con los protagonistas?

R.- Pues, a veces, es curioso que sucedan cosas entre los espectadores que uno suele mostrar en la intimidad: sonarse los mocos, reírse como si estuviera solo, cosas así, en mitad de la función. Y ellos lo comparten inconscientemente. Ahí es cuando te das cuenta de que ese espectador está realmente metido en lo que sucede en las tablas, no se da cuenta de dónde está. Para nosotros es un regalo. Eso sí, tampoco es plan de que esté la gente todo el rato tosiendo (ríe).

P.- En su caso personal, ¿qué relación mantiene con su dispositivo móvil? ¿Dependiente o no tanto?

R.- Por ahora lo utilizo yo a él y no al contrario. Pero nunca se sabe, depende mucho de tu estado. Soy actor y me gustan las relaciones, la mirada… a mí todo esto del enganche al móvil me fastidia. Antes se observaba más y ahora nadie mira a nadie. Hasta en la sala de espera de una clínica dental comentabas tus dolencias con los otros pacientes y ahora cada uno mira su teléfono y a lo mejor la persona que tienes al lado te está siguiendo en redes. Es un fenómeno curioso, hay que ver dónde nos lleva. Pero ya está aquí.

P.- Parece que el móvil ha sustituido incluso a la propia mente a la hora de preservar secretos, y el móvil lo puede ver cualquiera.

R.- Absolutamente. Antes guardabas un secreto y tenía que salir de tu boca, ahora dejamos todo ahí porque pensamos que nuestro teléfono es nuestra boca, nuestros ojos y nuestra mente.

P.- Con respecto a su trayectoria en televisión, acaba de aparcar el personaje de Javier Maroto, de ‘La que se avecina’, tras muchos años. ¿Siente pena o es un momento que tarde o temprano tiene que llegar?

R.- Tiene que llegar. Le tengo mucho cariño al personaje, es evidente que llevamos muchos años juntos. Ahora empieza una nueva etapa, pero le tengo un amor tremendo por todo lo que ha conseguido. Por la calle me cuentan historias muy bonitas, hay gente a la que la serie le ha acompañado en momentos muy duros, en la crisis. La serie ha servido de bálsamo para aliviar el sufrimiento diario y es bonito que te lo reconozcan. EFE

Otras noticias publicadas

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies