Últimas noticias
Lateral derecho Castillo de Javier
Lateral izquierda Castillo de Javier

Tratamientos no farmacológicos del Parkinson

Tratamientos no farmacológicos del Parkinson

La enfermedad de Parkinson (EP) es la segunda enfermedad neurodegenerativa más frecuente en nuestro país, situándose únicamente por detrás de la Enfermedad de Alzheimer. Se trata de una enfermedad crónica de la que actualmente no se ha encontrado cura; hoy en día el tratamiento existente es sintomático.

La EP es muy compleja y genera múltiples repercusiones que no solo se manifiestan a nivel neuronal, sino que afectan a distintos niveles: muscular, respiratorio, fonatorio, psicológico, psiquiátrico, etc.

El tratamiento del Párkinson es principalmente farmacológico y se basa en la ingesta de levodopa para mejorar la coordinación de movimientos, pero también es preciso complementar el tratamiento con terapias no farmacológicas que mejoran la calidad de vida del paciente, sus familiares y cuidadores.

Programas psico-educativos: conjuntos de terapias encaminadas a facilitar un soporte a familiares y cuidadores a través de apoyos psicológicos y educativos orientados a paliar el gran impacto que produce el párkinson en el enfermo y en los que le rodean.

La fisioterapia, se orientahacia el mantenimiento de las capacidades motoras, actuando sobre alguno de los síntomas más invalidantes (rigidez, temblor, bradicinesia e inestabilidad postural). La psicología y la neuropsicología también tienen un papel importante en el tratamiento de las alteraciones emocionales y psiquiátricas que son síntomas habituales en esta enfermedad y en el mantenimiento de las capacidades cognitivas y funcionales.

La terapia ocupacional se dirige a las actividades básicas e instrumentales y a mantener la independencia funcional del enfermo el mayor tiempo posible.

Alimentación: no solo debe observarse la alimentación del enfermo en relación con el consumo de levodopa, la absorción y efecto de la misma sino, que también hay pacientes que sufren problemas a la hora de alimentarse como la dificultad para tragar ciertos alimentos (disfagia) y que debe determinarse con pruebas como la videofibroscopia. En relación con la absorción de proteínas y cómo afecta al tratamiento con levodopa, puede hacerse una dieta de distribución proteica orientada a la ingesta de las mismas en las horas más tardías del día, pero con vigilancia y no de forma indiscriminada para evitar la desnutrición del paciente.

Por último, la logopedia que se ocupa de los trastornos de la comunicación, la escritura y la deglución, muy comunes en esta enfermedad.Todos los  profesionales deben trabajar multidisciplinarmente y en estrecha comunicación con el neurólogo para ofrecer a los enfermos una atención personalizada y adaptada a sus necesidades. Es lo que se intenta desde la asociación.

 

Otras noticias publicadas

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies