Últimas noticias
Lateral derecho Castillo de Javier
Lateral izquierda Castillo de Javier

Todo en la vida es cine

Coincidiendo con el festival de cine San Sebastián no queda otra que hablar de cine y realidad. Aviso al lector hay revelaciones (spoiler) de películas y series. Como el protagonista de Tron (1982) hemos sido abducidos por la pantalla y vivimos nuestro programa de telerealidad (reality show), corriendo por ganar el juego, no ser nominados en la semana y no perder la partida y en definitiva la vida. En todos estos concursos televisivos nos encontramos los mismos perfiles de participantes. Los hay que no se sabe por qué, pero caen simpáticos, caso del médico Simón; los hay que están todo el día a la gresca, Sánchez y Ayuso. Los hay que siendo tan merecedores de estar en la picota no son nominados, pues su gestión, a tenor de las estadísticas sanitarias, es para ello, caso de Chivite, Comunidad Autónoma Vasca, … pero son amigos o aliados de Sánchez. Tantos días de concurso programa acaban por mostrar las carencias de los participantes. Y así nuestro sistema sanitario, precisa de una evaluación que proponen los expertos, ya que como explicaba uno: es bueno para enfermos agudos, pero no así para los crónicos. Por otro lado, el SEPE puede estar desbordado, pero tan mal no se pueden hacer las cosas. Personas y familias que aún no han cobrado su prestación, ganada mes a mes de la retención puntual de sus nóminas. Errores de bulto en un sencillo cálculo que una Excel hace en un momento y que con un par de reglas de tres se hacen en 10 minutos sobre el papel, base imponible, días de ERTE al mes, y 0,1 o 2 hijos a cargo, si tienes más estos no deben comer, etc. Tras esto parece que hay también un gran problema de liquidez en las arcas públicas, pero mientras el lenguaje bélico se imponía en nuestras vidas, los presupuestos no cambiaron a un estado de guerra, la palabra retoque o recorte no era valorada por los consejeros autonómicos y ministros del ramo, ver hemeroteca reciente. Ahora se decantan por la “fluidez” presupuestaria en su lenguaje “correcto”. Hace falta un Camilo José Cela en los hemiciclos, que hable con claridad meridiana pues no es lo mismo jodido que jodiendo.

Estamos Perdidos (2004-2010) y como los protagonistas de la reconocida serie, que cambió la narrativa y la complejidad de las tramas y las casualidades y causalidades de estas, no podemos escapar de la isla y escribimos nuestra particular secuencia numérica. 0,5,7,10,14…El riesgo cero no existe como todo en esta vida, entre 3 y 5 es el porcentaje de fallecidos sobre los contagiados totales. 7, 10 y 14 son los días de cuarentena, pero la estrategia de comunicación de estos cambios, aunque con soporte científico parece obedecer más a tema económico, y encaminada a reducir costes de días de baja laboral.

Como el equipo de detectives del Asesino del Alfabeto (2008) nuestros expertos financieros no aciertan con la letra y tan pronto hablan de V, como de W, M, N, L y ahora K para ilustrar gráficamente la crisis económica en la que ya estamos. Para mí que estamos en un Círculo de fuego (1971) que se asemeja a una O y en donde No hay salida (1987).

Alguna vez he comentado que. estas dos ciencias, Ecología y Economía tienen muchas cosas en común, pero el símil de la hibernación empleado por los economistas no es nada acertado. Pues para entrar en hibernación los animales que lo hacen, se preparan y acumulan reservas para ello durante el resto el año. Tampoco es un letargo, pues, aunque es involuntario provocado por las condiciones externas en el letargo hay un equilibrio energético que se compensa. Y ni siquiera es una estivación para mantener la calma y evitar la desecación cuando las temperaturas son altas y los niveles de agua son bajos, como hacen los moluscos y cangrejos en función de las mareas o ciertos animales que viven en el desierto. Todo son adaptaciones al medio adquiridas a lo largo del tiempo.

Nosotros lo que hemos tenido ha sido un accidente como en Death Proof (2007), íbamos probando nuestro coche y de repente nos han embestido, nos hemos salido de la carretera y estamos dando vueltas de campana, mientras nuestra cabeza piensa cuándo y cómo parará este carrusel y si saldremos mal trechos, pero por nuestro pie, nos rescatarán con alguna hemi o tetraplejia como en El practicante (2020), o acabará nuestra Easy Rider (1969).

Pero mientras cabalgamos no se pierdan Patria 2020 pese a que su cartel promocional es políticamente equidistante pero nada ecuánime.

Como cantaba Luis Eduardo Aute: “Cine, cine, cine más cine por favor, que todo en la vida es cine y los sueños, cine son”. Y con este recuerdo a la nouvelle vague y a su maestro Francois Truffaut, espero con ansiedad el estreno de Venus opera prima de Víctor Conde rodada en 2019.

Jesús Bodegas Frías, licenciado en Ciencias Biológicas

Artículo anterior Incómoda memoria

Otras noticias publicadas

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies