Últimas noticias
Lateral derecho Castillo de Javier
Lateral izquierda Castillo de Javier

Salud impulsará la Atención Primaria en Navarra

NAVARRAINFORMACIÓN.ES

Salud reimpulsará la Atención Primaria para adecuarla a la nueva realidad sanitaria y social y recuperar su papel comunitario

El Departamento de Salud del Gobierno de Navarra va a reimpulsar la Atención Primaria (AP) para adecuarla a la nueva realidad sanitaria y social y recuperar su papel comunitario, tras llevar a cabo un análisis de la situación actual, así como de las debilidades detectadas.

El acto de presentación del plan de acción ha estado presidido por la consejera de Salud, Santos Induráin, y en él han participado como ponentes el director general de Salud, Carlos Artundo; el gerente del Servicio Navarro de Salud, Gregorio Achutegui; y el gerente de Atención Primaria, Manuel Carpintero.

Asimismo, al evento han acudido representantes de la Plataforma Navarra de Salud, los Colegios oficiales de Médicos, Enfermería y Trabajo Social, la Sociedad Navarra de Medicina de Familia y AP, la Sociedad Española de Médicos Generales y de Familia (SEMG), la Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria (SEMERGEN), los sindicatos LAB, SATSE, SAE, CC. OO, UGT y ELA, la Asociación Navarra de Pediatría (ANPE) y la Asociación para la Defensa de la Salud Pública de Navarra (ADSP).

Atención Primaria, que ha jugado un papel fundamental durante la pandemia, ya que ha atendido a la mayoría de pacientes afectados por coronavirus –en torno a un 80%-, tanto a los y las controladas únicamente por AP como a quienes fueron ingresados y requirieron un seguimiento posterior. De hecho, una de sus novedades a corto plazo es consolidar parte del contingente COVID-19 de Enfermería hacia este nivel asistencial, que vería incrementada su plantilla neta, por este procedimiento y otras vías, en más de un centenar de profesionales con respecto a la situación previa a la pandemia.

El nuevo plan de acción en el que trabaja el Departamento, en un proceso abierto y participativo que ha sido presentado hoy en el Civican a los distintos agentes, busca reforzar la Atención Primaria y adecuarla a la nueva realidad sanitaria y social, un reto presente en todas las comunidades autónomas y ante el que Navarra ha decidido tomar la iniciativa de cara a poder materializarlo con la puesta en marcha el citado proceso. Entre los distintos ejes planteados destaca, entre otros, la continuidad y refuerzo de profesionales del personal de enfermería del contingente general COVID-19 a partir de abril, para apoyar la campaña de vacunación y potenciar equipos de Atención Primaria en los próximos seis meses, dentro de una revisión también del modelo de trabajo. A falta de cerrar las últimas concreciones, la consolidación de Enfermería en AP alcanzaría a 104 profesionales: 90 en el área de Pamplona, 8 en el área de Tudela y 6 en la de Estella-Lizarra.

La Atención Primaria es una prioridad estratégica de Salud y el compromiso con ella se enmarca en la Estrategia de Atención Ordinaria y Comunitaria de Navarra 2019-22, que establece un horizonte para el próximo quinquenio. En ella se pone de manifiesto la necesidad de fortalecer la AP, redefinir su rol, recuperar su papel comunitario para reducir las desigualdades en salud y adecuar el modelo territorial.

A pesar del complicado contexto de la pandemia, a la hora de abordar este plan estructural, el Departamento ha apostado por un proceso que aglutine y cuente con la participación de todos los agentes, con una amplia metodología de consulta que supone la base del mismo y que pretende conseguir la fotografía de situación más fidedigna posible. Así, el documento preliminar abarca los retratos hechos por colegios profesionales, ciudadanía, sociedades científicas, sindicatos y profesionales de Atención Primaria, que han sido consultados. El texto se ha abierto también a los y las participantes en el encuentro de hoy, a quienes se les ha pedido que remitan sus aportaciones.

La pandemia y la agudización de los problemas ha supuesto una oportunidad para identificar debilidades y priorizar cambios ya propuestos en la citada Estrategia de Atención Primaria y Comunitaria. Salud destaca la notable capacidad de respuesta del primer escalón sanitario en el último año, en el que ha desempeñado funciones vitales en la contención del coronavirus. Además de atender a la práctica totalidad de los pacientes COVID-19 y mantener la atención no demorable del resto de necesidades de la población, resalta el desempeño de Atención Primaria en residencias, a través de la Unidad Sociosanitaria, el apoyo en las tareas de rastreo, la asunción de pruebas diagnósticas (PCRs) y el proceso de vacunación frente al COVID-19, donde tiene un papel vital en la operativización de la compleja campaña.

127.382 navarros y navarras inscritas en la Carpeta Personal de Salud

A corto plazo, de cara a los próximos meses, las propuestas de acción preliminares del plan de Salud recogen mejoras en la accesibilidad y su monitorización –tiempos y barreras de entrada al sistema- y el refuerzo inmediato de profesionales EAP. A medio plazo, se plantean mejoras en las formas de comunicación entre profesionales y pacientes. En esa línea, se continuará el desarrollo de la Carpeta Personal de Salud, una herramienta que ha tenido una amplia acogida entre la población navarra con un incremento exponencial de usuarios en el último año: de las 25.700 personas inscritas en diciembre de 2019 se ha pasado a las 127.382 actuales. La pandemia ha revelado las potencialidades de este dispositivo a la hora, por ejemplo, de acceder a resultados de pruebas personales, como las PCRs, y que contribuirá a facilitar la incorporación de recursos complementarios como la e-consulta y la videollamada.

Por otro lado, el plan recoge la reorganización profesional de las Unidades Básicas Asistenciales (UBAs), el refuerzo profesional con carácter territorial para incrementar la capacidad resolutiva y la Atención Continuada y Urgente. Por su parte, con el horizonte temporal de los próximos dos años, se valoran cuestiones estructurales como la reorganización de la Atención Primaria, la territorial y la integración y continuidad de la atención. Asimismo, se recogen los cambios normativos en la Ley Foral de Salud y la Regulación de la Autonomía del SNS- O.

Los 2.814 profesionales de AP están vacunados

Además de garantizar un medio seguro y condiciones de trabajo para profesionales y población en tiempos de pandemia, lo que incluye el estratégico proceso de vacunación a todos los y las profesionales –2.814 profesionales de AP han sido ya vacunados-, la iniciativa incluye el diseño de un plan de recuperación de las actividades propias de la Atención Primaria que han quedado relegadas por el impacto del COVID-19, como los circuitos rápidos de sospecha de cáncer preexistentes, la actividad del control del paciente crónico y pluripatológico, especialmente por parte de Enfermería de Atención Familiar y Comunitaria, o la Educación para la Salud. Cabe destacar, en esa línea general, la recuperación del Programa de Detección Precoz de Cáncer Colorrectal, retomado este mes.

La mejora de la accesibilidad en la Atención Primaria es otro pilar clave. Como ejes de esta línea de actuación, destacan la monitorización para detectar errores y subsanarlos, el definir, protocolizar y adaptar la atención no presencial -telefónica, videoconferencia etc.- y presencial, garantizando en todo caso esta última. Asimismo, resalta el análisis de los diferentes modelos de triaje realizados por profesionales sanitarios para proponer y pilotar el más idóneo y el mencionado desarrollo de la Carpeta de Salud.

Tecnificación de los Centros de Salud

Por otro lado, se quiere potenciar la mejora de las infraestructuras y tecnificación de los  Centros de Salud y consultorios de Atención Primaria con la implementación del acceso a internet desde todos los puntos asistenciales, a través de fibra y wifi, así como facilitar la atención realizada fuera del centro de salud. En ese sentido, se prevé facilitar al máximo el desplazamiento de los y las profesionales a los domicilios, dotarles de tabletas y ordenadores portátiles con acceso a la Historia Clínica Informatizada (HCI) y la iniciativa para que la atención urgente fuera del centro de salud en horario ordinario pase al servicio de urgencias extrahospitalarias en el ámbito urbano. A su vez, Salud está trabajando para maximizar los Fondos europeos REACT-EU, una oportunidad para avanzar en la construcción y ampliación de la red de centros de salud, eje clave también desde la perspectiva de la cohesión territorial.

En cuanto al modelo organizativo y la adaptación del servicio de profesionales, se estudia la flexibilización de la jornada laboral y su adaptación a las necesidades de pacientes y profesionales. Se analiza asimismo la incorporación de otros profesionales al EAP a medio y largo plazo como Técnicos y técnicas en Cuidados Auxiliares de Enfermería (TCAEs) en algunos supuestos, personal de administración y asistencia de equipo o figuras similares de apoyo a los clínicos en cuestiones administrativas y de gestión, así como el desarrollo del marco normativo que dé cobertura legal a las funciones profesionales de cada perfil. Por otro lado, se prevé avanzar en un modelo de atención integrada sociosanitaria, implementando el plan de Atención Integrada Social y Sanitaria (PAISS) en otras áreas o distritos.

 

Otras noticias publicadas

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies