Últimas noticias
Lateral derecho Castillo de Javier
Lateral izquierda Castillo de Javier

¿Y ahora qué?

Hoy los navarros hemos dado nuestra opinión sobre el cuatripartito nacionalista vasco que nos ha gobernado durante la última legislatura. La conclusión es clara, Navarra no es nacionalista vasca. Ahora, no nos equivoquemos. Lo único que se ha hecho es la parte del trabajo que corresponde a los ciudadanos navarros, pero queda pendiente lo más complicado, la tarea de los políticos.

Espero y deseo que el árbol de cada partido no les quite de ver el bosque. Lo importante son los ciudadanos y no los intereses propios de los partidos o las ambiciones particulares de cada candidato. Hay cuestiones objetivas que no pueden dejarse de lado. Y que no son temas de izquierdas o de derechas:

1º Un régimen tributario que viene siendo más gravoso para los contribuyentes personas físicas que el resto de territorios del Estado, incluidas las Diputaciones forales vascas, todo ello implementado mediante la reforma fiscal de 2015 en la que el mínimo personal y familiar en el IRPF  se trasladó de la base del impuesto a la cuota con el único fin de que todos los contribuyentes tuviesen una mayor contribución efectiva, entre otros. Esto castigó particularmente a las personas con discapacidad y familias numerosas, quienes pagan más impuestos en Navarra que ninguna otra en su misma situación en el Estado o en los territorios forales vascos.

2º Una tributación en el impuesto sobre sociedades que debería ser acorde con los tipos y gravámenes efectivos aplicados en el Estado y en los territorios forales vascos, que no castigue la actividad económica en la Comunidad Foral favoreciendo la deslocalización empresarial en regiones vecinas por razón de la competencia fiscal interterritorial, que en definitiva perjudica el empleo, y la recaudación justa tanto en Impuesto sobre Sociedades, Actividades Económicas, IVA, etc. Es decir, tanto a nuestra Comunidad foral como a nuestros municipios y demás entes locales, que se traduce en una mejor o peor prestación de servicios públicos para los navarros. La manida justicia social.

En definitiva, dar cumplimiento efectivo a la obligación que deriva del artículo 7, letras b) y c) del Convenio Económico.

3º Un necesario retorno de los servicios públicos a una gestión basada en criterios de eficacia y eficiencia, orientada al ciudadano y a la resolución efectiva de sus necesidades, desburocratizándose y despolitizándose, de forma que, por ejemplo, no se tenga que esperar un mes para hacer una radiografía por falta de medios técnicos y de personal sanitario si bien para su solicitud se ha pasado por tres mostradores, donde la preocupación no es tu dolencia sino el idioma en el que dirigirse a tí.

No se malinterprete lo dicho sobre la eficacia y eficiencia, que únicamente quiere decir que se empleen de forma racional los recursos que tenemos en Navarra, tanto personales como económicos, de forma que de ellos se obtengan los mejores y mayores beneficios-servicios al ciudadano navarro.

4º  La necesidad de un mayor respeto y tutela a la capacidad de los ciudadanos para elegir libremente. Con esta idea tan vaga pero tan importante me refiero a replantearse el intervencionismo galopante instaurado por el gobierno peneuvista y bildutarrra, quienes han pretendido imponer su visión a nuestra sociedad  a costa de nuestra libertad, diciéndonos qué debemos hacer, cómo hacerlo, en qué lengua hablar, cómo educar a nuestros hijos, etc.. Y lo más grave, pretendiendo enterrar a Montesquieu diciendo al Poder Judicial cuál debía ser la dirección de sus resoluciones en los casos en que se cuestionaba su decisión o actuación en el ejercicio del poder, al más puro estilo chavista.

Esta cuestión, que a priori puede parecer la menos concreta, probablemente sea la más importante de todas, y la que más afecta de modo directo a todos. En principio, la pérdida de libertad revestida y adornada con sonrisas y supuesta moderación bien entra por los ojos y los oídos. Pero es un enemigo nocivo para la sociedad, silencioso como el colesterol o la hipertensión, o para citar a los clásicos, un caballo de trolla de cuyos resultados sólo se muestra evidencia cuando es demasiado tarde para reaccionar. No olvidemos que Navarra forma parte de un grupo de riesgo por la vía de la Transitoria Cuarta de la Constitución.

Hasta el día de la fecha, salvo el de Barkos, todos los gobiernos de la Comunidad Foral, del PSN en solitario, de UPN en solitario o de UPN-PSN en coalición, han tenido claro que es indiscutible la foralidad y autonomía de Navarra, así como la lealtad para con el resto de España, no aceptando ser moneda de cambio al servicio de otros intereses, de partido, personales, o de cualquier otra índole.

Anoche, analizando los resultados electorales, algunos cuadros del PSN en la Ribera temían por el hecho de que los intereses personales de otros cuadros del PSN “de Pamplona” pudiesen cuestionar todo esto pudiendo avocar al partido a una situación parecida a la que sufre éste en Tudela. Personalmente, espero, deseo y creo que esto no sea así. Mis expectativas respecto de los dirigentes del PSN son mejores que toda esta posible deriva que tanto temen en la Ribera de Navarra. No podría dar crédito a otra cosa dada la inteligencia y compromiso tradicional del PSN con nuestra Comunidad Foral.

Dicho todo esto, quiero reafirmarme en mi foralidad y mi navarridad, de la que me siento orgulloso, y de cuya defensa siempre he estado personalmente comprometido. Hoy me ratifico en la vigencia total del artículo que publiqué en este medio en abril de 2018, donde decía que la única opción para Navarra y los navarros de desalojar a los nacionalistas vascos y a los prochavistas venezolanos, nuestro caballo de Troya, del Gobierno de Navarra era la defensa cerrada de nuestra foralidad y el retorno a nuestros orígenes, entendidos como el respeto escrupuloso a la Ley y el compromiso para con el resto de España.

Juan Pablo Ibáñez García, navarro orgulloso, natural de Pamplona, hijo de un navarro-venezolano nacido en Caracas

Artículo anterior Asirón y la ideología contra la gestión

Otras noticias publicadas

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies