Últimas noticias

El fin de la Guerra de Secesión estadounidense acaba con la lucha entre abolicionistas y esclavistas

El fin de la Guerra de Secesión estadounidense acaba con la lucha entre abolicionistas y esclavistas
  • Por José V. Ciordia, historiador

Tal día como hoy, un 20 de agosto de 1866, el   17 presidente de los EEUU, Andrew Johnson declara formalmente la finalización de  la Guerra de Secesión estadounidense o Guerra civil americana.

Los dos bandos enfrentados fueron las fuerzas de los estados del Norte (la Unión) contra los recién formados Estados Confederados de Ämerica, integrados por once estados del Sur que proclamaron su independencia. Estos eran Carolina del  Norte y del Sur, Missisipi, Florida, Alabama, Georgia, Luisiana, Texas, Virginia,  Virginia occidental, Arkansas , Tennese,Misuri Y Kentucky.

El conflicto se extendió entre el 12 de abril de 1861, cuando las tropas confederadas atacan a la guarnición  de Fort Sumter y  el 9 de abril de 1865, cuando el general confederado Robert E. Lee rinde su ejercito en Appomatox, Virginia.  El conflicto, no obstante, continuaría, unos meses más, al no rendirse algunas de las  unidades del ejercito confederado que seguirían luchando hasta su derrota final. De ahí que el que fue vicepresidente de EEUU con Abraham Lincoln, tras su asesinato, convirtiéndose en Presidente, no proclamara oficialmente el fin del conflicto hasta 1866.

Fue una lucha entre dos tipos de economías totalmente distintas: una industrial-abolicionista (Norte) y otra agraria-esclavista (Sur). Los sureños, no obstante,  declararon que no peleaban sólo por la esclavitud; después de todo, la mayoría de los soldados confederados eran demasiado pobres para poseer esclavos.

La economía del Norte, ayudó en la producción de armas, municiones y víveres para las tropas, además de permitir mantener la economía local saneada, sin inflación ni carestía. Las ventajas se agrandaron rápidamente durante la guerra, mientras la economía norteña crecía y la sureña se hundía víctima de la inflación, de la escasez causada por la guerra, y muy dependiente del contrabando de armas para mantener a sus tropas con capacidad de luchar.

En 1861 la población del Norte era de unos 22 millones de personas, frente a los 9 del Sur, de los cuales 3,5 eran esclavos negros. Esta disparidad poblacional fue creciendo conforme la Unión fue controlando distintos territorios sureños. La Unión controlaba al principio la mayor parte de los puertos, barcos de vapor y la Marina, lo que aumentó con un programa de construcción masiva de barcos. Esto permitió a los Estados Unidos controlar los sistemas fluviales y bloquear completamente la costa del Sur. Este bloqueo fue muy importante, pues impidió que la economía sureña, basada en la exportación de productos agrícolas como el algodón, pudiera seguir su funcionamiento normal.

El gran desarrollo de las vías de tren entre las ciudades del Norte permitió el transporte rápido y barato de tropas y suministros. El transporte era mucho más lento y difícil en el Sur, donde fue muy complicado mejorar y ampliar los ferrocarriles debido a la falta de maquinaria e industria en cantidad suficiente para este fin, recurriéndose al lento y difícil sistema de transporte animal. La errada percepción de la economía internacional por parte la Confederación le llevó a aplicar malas relaciones diplomáticas, como negarse a exportar algodón antes del comienzo del bloqueo en un esfuerzo inútil por «presionar» al Reino Unido y Francia para obtener armas y reconocimiento diplomático a cambio de algodón, lo cual no dio resultado.

La Proclamación de Emancipación permitió a los afro estadounidenses, tanto negros libres como esclavos huidos, unirse al ejército de la Unión. Alrededor de 190 000 se presentaron como voluntarios, incrementando aún más la diferencia de tamaño de los ejércitos en combate. La Confederación, por su parte, se negó a aceptar a los negros libres en su ejército porque temía que eso deslegitimaría su política esclavista. Los esclavos emancipados lucharon en varias batallas importantes en los dos últimos años de guerra. Los inmigrantes europeos se unieron a la Unión en grandes cantidades también. El 23% de los soldados de Estados Unidos eran de origen alemán.

 

 

 

Otras noticias publicadas

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies