Últimas noticias

Suelta de cárabos contra la plaga de topillos del Pirineo

NAVARRAINFORMACION.ES

En Remendía, Villanueva de Aézcoa y Roncesvalles se han soltado cinco ejemplares de cárabos (Strix aluco) y un águila ratonera procedentes del Centro de Recuperación de Fauna salvaje de Ilundáin, para luchar contra la plaga de topillos y ratas-topo que afecta a las praderas y suelos agrícolas del Pirineo navarro

Los cárabos son aves rapaces nocturnas que se alimentan de roedores y otros pequeños mamíferos y que contribuyen al control de esta plaga perjudicial para la agricultura y la ganadería.

El Gobierno de Navarra en colaboración con las empresas públicas Gestión Ambiental de Navarra e INTIA está llevando a cabo distintas acciones para hacer frente a la problemática que están generando estas especies de roedores en la agricultura navarra. Estas plagas se extienden por toda Europa, y según explican los especialistas, las causas son varias, entre otras, el cambio climático, el aumento de tamaño de las parcelas y las explotaciones, la uniformización del paisaje agrario y las dificultades de los predadores naturales para actuar.

Durante el pasado invierno, se ha constatado la presencia de numerosas praderas con daños producidos por rata-topo (Arvicola terrestris) en la zona pirenaica. Si bien la especie parece estar presente en una amplia zona, en los parajes de mayor altitud de los valles de Erro, Aezkoa y Salazar, su distribución es muy selectiva y con niveles de afección muy diferentes.

Los municipios más afectados son Jaurrieta, Villanueva de Aézcoa y Abaurrea Alta. Los daños se están cuantificando, pero en algunas parcelas se llega al 80 – 90% de merma de producción en el primer aprovechamiento, además de necesitar resiembras de praderas artificiales de manera más frecuente.

 

Texto

Las áreas de paisaje más simplificado, con parcelas de gran tamaño y sin bosques maduros en el entorno, parece que concentran en estos momentos un mayor número de praderas afectadas. El problema tiene importantes repercusiones para los ganaderos, tanto desde el punto de vista económico como de gestión, ya que, en breve, deberían disponer de praderas en plena producción, muy reducida en este momento.

El aumento de las poblaciones de estas especies tiene un carácter cíclico. Según indica personal técnico del Departamento, se prevé una reducción importante de la plaga en las próximas campañas, pareja con las medidas de control.

La estrategia de lucha contra la plaga trata de provocar el mínimo impacto ambiental, por lo que intenta evitar los métodos químicos y restaurar el equilibrio natural. Para ello, se han establecido conteos y moniteros de las especies nocivas en los distintos agrosistemas de Navarra: praderas de montaña, regadíos, frutales, viñedo, cultivos extensivos.

En 2015 se diseñó una red de seguimiento de 66 estaciones fijas de control de la abundancia de topillos a partir de muestreos de toperas, Abarcan la Ribera del Ebro, Ribera del Aragón, Merindad de Tafalla y Tierra Estella, así como diferentes cultivos: alfalfas, cereal, barbecho, frutales, olivos/almendros, viñas y hortícolas. La realización de estos censos en 2015 ha proporcionado importante información que se puede considerar como punto de partida en el conocimiento de los ciclos de abundancia de estas especies.

cárabosAdemás, se ha fomentado en los últimos años la fauna auxiliar autóctona (cernícalos, lechuzas, mochuelos) mediante la colocación de nidos. En esta línea, se han instalado 257 nidales y 40 posaderas de rapaces distribuidos por toda la geografía foral. Es importante también la labor que se realiza asesorando a las explotaciones agrarias en métodos de control como la instalación de setos en márgenes, vigilancia, trampeo y, excepcionalmente, fitosanitarios. Asimismo, se orienta a los afectados en otro tipo de actuaciones como la frecuencia de siegas, rotaciones, resiembras y labrado.

Esta estrategia persigue el control de estos roedores de la manera más eficaz a medio y largo plazo, teniendo además la ventaja de ser económica y ambientalmente más sostenible que la habitual aplicación de fitosanitarios. Todo ello en línea con la Directiva 128/2009 del Parlamento y del Consejo Europeo sobre el uso sostenible de los plaguicidas. Asumir por las explotaciones el cuidado y mantenimiento de la biodiversidad es, además de ventajoso en la lucha contra las plagas, un beneficio para el conjunto de la sociedad.

Texto

Texto de Leer más

Otras noticias publicadas

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies