Últimas noticias

París y Washington difieren sobre la retirada de los cascos azules de RD Congo

París y Washington tienen visiones diferentes sobre la retirada de los cascos azules del este de la RD Congo

El este de la República Democrática del Congo (RDC) está en el centro de intereses geopolíticos entre las grandes potencias debido a sus recursos naturales y su posición estratégica.

El 8 de julio, el Consejo de Seguridad de la ONU ha discutido la situación de la región en una reunión donde se ha presentado el informe del grupo de expertos encargado de proporcionar una visión de la zona cada seis meses. El informe señala, entre otras cosas, que Ruanda apoya a la rebelión del M23, armándola y respaldándola con sus propias tropas.

Durante la reunión se ha debatido sobre la retirada de la Misión de Estabilización de las Naciones Unidas en la RDC (MONUSCO). Los cascos azules se retiraron el mes pasado del sur de Kivu, pero aún no del norte de Kivu y de Ituri, donde, además del M23, hay cientos de grupos armados, incluidos los yihadistas de las Fuerzas Democráticas Aliadas (ADF, por sus siglas en inglés), también conocidos como ISCAP (Provincia del Estado Islámico en África Central).

En su lugar, se está desplegando la Misión de la Comunidad para el Desarrollo del África Austral (SADC) en la República Democrática del Congo (SAMIDRC), encargada de apoyar al ejército congoleño en los esfuerzos de pacificación del área.

El representante de Estados Unidos en el Consejo de Seguridad de la ONU ha expresado su oposición a que las tropas de la ONU, aún presentes en el este de la RDC, brinden apoyo a la SAMIDRC. “El objetivo primordial de Estados Unidos en la parte oriental de la RDC es reducir la escalada, poniendo fin a la inestabilidad y a los sufrimientos humanos causados por los conflictos. Por eso creemos que el Consejo debería evitar cualquier medida que pueda aumentar las tensiones regionales, en particular extender el apoyo de la MONUSCO a la SAMIDRC”, ha declarado Stephanie Sullivan, vice representante permanente interina ante el Consejo de Seguridad de la ONU, la cual solo se ha mostrado favorable a un “apoyo limitado” de la ONU a la misión de los Estados de África oriental.

Washington -que ha negociado un cese al fuego entre el M23 y el ejército congoleño, vigente desde el 5 de julio  y que ha criticado a Ruanda por su acción en la RDC-, continúa invitando a Kinshasa y Kigali a sentarse a la mesa de negociaciones en Luanda, Angola, para encontrar una solución a la crisis que amenaza con extenderse a toda la región de los Grandes Lagos.

A diferencia de Estados Unidos, Francia ante el Consejo de Seguridad de la ONU, ha pedido ralentizar el retiro de la MONUSCO en las provincias de norte de Kivu y de Ituri, donde, según París, aún no existen las condiciones para la retirada. Además, siempre Francia, ha abogado por una colaboración entre los cascos azules y los soldados de la SAMIDRC. AGENZIA FIDES

About The Author

Otras noticias publicadas

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies