Últimas noticias
Lateral derecho Castillo de Javier
Lateral izquierda Castillo de Javier
Villamayor de Monjardín

El escudo de Villamayor se compone de:
Sobre fondo rojo, una Cruz de Lorena dorada. Este blasón debió adoptarse simbolizando la cruz milagrosa que se venera en la ermita de San Esteban, en la cumbre de Monjardín y que preside los términos de la villa.

Villamayor_de_Monjardin_escudo

VILLAMAYOR DE MONJARDÍN
Categoría
Villa
Superficie en km2
10,1
Distancia a Pamplona
52,7
Altitud
673
Habitantes
130

Situación


Limita al norte con los municipios de Abaigar e Igúzquiza, al este con este último municipio y Luquin, al sur con las facerías de Samindieta y Barbarin-Olejua, y con Barbarin, y al oeste con los municipios de Los Arcos, Etayo y Olejua.

Su término se extiende, en dirección NE-SO, desde la falda de Monjardín hasta las cercanías de Los Arcos, donde linda también con Barbarin.

Historia


Fue una de las villas del castillo o “tenencia” de San Esteban de Deyo (Monjardín), perteneciente al obispo de Pamplona desde finales del siglo XI. Pasó después, sucesivamente, por los reyes Sancho VII el Fuerte y luego Teobaldo I. El monasterio de Irache poseyó heredades en el término desde finales del siglo XII.

Perteneciente al valle de Santesteban de la Solana ( Circunscripción histórica de la Merindad y Partido Judicial de Estella. Estaba formada por los actuales municipios de Arróniz, Barbarin, Igúzquiza, Luquin y Villamayor de Monjardín. Limita al N con Metauten y el Valle de Allín, al E con Ayegui, Dicastillo, Arellano y las facerías de Montejurra y Arambelza, al S con Sesma y al O con Los Arcos, Etayo, Olejua, Abaigar y Murieta ), en el siglo XVII ya era villa, aunque su reparación definitiva del valle se produjo al disgregarse éste en 1846. Hasta las reformas municipales de 1835-1845 el teniente de alcalde lo nombraba el duque de Alba.

Con las citadas reformas, Villamayor quedó como ayuntamiento independiente y de régimen común.

Se yergue todavía sobre la atalaya de San Esteban de Dejo de Monjardín parte del recinto fortificado de los Banu Qasi con sus potentes muros de sillería, en cuyo interior se construyó posteriormente la ermita barroca de San Esteban o del Cristo aprovechando materiales de la fortaleza medieval.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR