Últimas noticias
Lateral derecho Castillo de Javier
Lateral izquierda Castillo de Javier

Impugnaciones y acusaciones de golpe: el AKP se niega a perder Estambul

La victoria de la oposición laica en Estambul -según datos preliminares-, no ha sido reconocida por el islamista AKP de Recep Tayyip Erdogan, que ha impugnado el resultado de las municipales del domingo y la prensa oficialista califica ya lo sucedido de intento de golpe de Estado.

La tensión y las acusaciones de irregularidades durante el recuento en Estambul -gobernada por el AKP desde 1994- han subido de tono en las últimas horas, con simpatizantes de la oposición turnándose para velar las urnas ante el temor a un pucherazo.

La tensión y las acusaciones de irregularidades durante el recuento en Estambul -gobernada por el AKP desde 1994- han subido de tono en las últimas horas, con simpatizantes de la oposición turnándose para velar las urnas ante el temor a un pucherazo.

Erdogan no ha admitido la derrota en la ciudad de la que fue alcalde y cuya gestión le sirvió de trampolín al Gobierno. Es además la metrópolis más poblada -15 millones- y el corazón económico del país. Si la oposición logra la alcaldía tendrá un escaparate de primer nivel en el que mostrar sus políticas.

El AKP se justifica afirmando que quiere que todos los votos se cuenten correctamente y que aceptará los resultados finales de la Junta Suprema Electoral (YSK), previstos aproximadamente en 10 días.

Otro aspecto que no ha pasado desapercibido es que el omnipresente Erdogan ha desaparecido desde las primeras horas del lunes y muchos se pregunta cuáles serán sus próximos pasos.

La explicación oficial es que se ha ido de vacaciones tras una agotadora campaña en la que ha dado 105 mítines en 50 días, pero su ausencia en un momento tan importante contrasta con su presencia contante en el discurso público.

El AKP ha presentado objeciones a los resultados en otras ciudades, pero todo el país tiene la vista puesta en Estambul, donde el candidato del Partido Republicano del Pueblo (CHP, socialdemócrata), Ekrem Imamoglu, se impuso por un estrecho margen de 25.000 votos, según los resultados preliminares.

La Junta Suprema Electoral (YSK) ha aceptado la impugnación del AKP en solo 8 de los 39 distritos de Estambul y recalcó que se trata de una decisión habitual, y que el recuento se centrará principalmente en los votos nulos.

El plazo para presentar alegaciones concluyó el martes y la divulgación de los resultados oficiales se podría prolongar hasta el 13 o 14 de abril.

Aunque el AKP ha reconocido la ventaja de Imamoglu en los resultados, insiste en que hay unos 300.000 votos declarados nulos y ha denunciado irregularidades durante el recuento.

En las calles de Estambul hay numerosos carteles en los que aparecen el candidato del AKP, Binali Yildirim, y Erdogan, agradeciendo a Estambul por las elecciones locales, como si hubieran ganado ya la alcaldía.

Medios de comunicación cercanos al gobierno del AKP, han iniciado una campaña para denunciar que las supuestas «irregularidades» durante el recuento son en realidad un «intento de golpe de Estado».

«¿Quién organizó un golpe en las urnas?», preguntó hoy en portada el periódico turco Star, que acusó a la cofradía del clérigo islamista Fethullah Gülen, a quien Ankara sitúa detrás de la fallida asonada de 2016, de intervenir en el recuento de los votos.

«Si hay otro intento de golpe, ¿Cortarán los puentes con tanques o con el equipo de Ekrem Imamoglu?», comentó en una columna Ibrahim Karagül, editor jefe del diario progubernamental Yeni Safak, que ha pedido que todos los presidentes de las mesas electorales sean investigados por vínculos terroristas.

Varios analistas políticos advierten que cambiar los resultados ya difundidos públicamente, especialmente en Estambul, podría desestabilizar el país y conducirlo a una grave crisis política.

«Ya nadie puede creer en estos momentos que la YSK decida ahora que Imamoglu ha perdido», señala a Efe el analista político Soner Yalçin.

«Sería una lástima para el país quitarle el puesto a Imamoglu y cederlo a una conspiración sin sentido», añadió.

En medio el compás de espera los ánimos se están caldeando y ayer se registró un incidente en el distrito estambulí de Üsküdar, cuando un grupo de simpatizantes del AKP se enfrentó a voluntarios del CHP que custodian los votos a la espera de que la junta electoral concluya el recuento oficial.

La policía sólo pudo poner fin a la pelea con disparos de advertencia al aire.

Ekrem Imamoglu señaló este miércoles en una comparecencia ante los medios que los errores en el recuento de votos son comunes pero no tan numerosos como para alterar el resultado, y pidió a la YSK que trabaje sin presiones.

«Hay quienes dicen: ‘Turquía tiene un reglamento electoral digno de confianza’. Lo ha dicho el portavoz de la presidencia, los ministros… ¿Qué ha pasado que de repente dicen que es el mayor error de la historia de la República?», comentó Imamoglu sobre las denuncias de irregularidades del AKP.

El candidato socialdemócrata también consideró que el AKP está tratando de justificar su mal resultado denunciando irregularidades en el proceso de votación.

Por Dogan Tilic

La oposición teme una “conspiración” en el recuento del voto en Estambul

Otras noticias publicadas

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies