Últimas noticias
Lateral derecho Castillo de Javier
Lateral izquierda Castillo de Javier

Juicio proceso: El Fiscal acusa de mentir al responsable de las campañas de publicidad del 1-O

La Fiscalía ha pedido que se deduzca falso testimonio al responsable de Difusión de Presidencia, Jaume Mestre, por responder evasivamente y con constantes “no recuerdo” en su interrogatorio, en el que no ha precisado si la Generalitat debía pagar los anuncios de publicidad del 1-O, pese a estar facturados.

Mestre, que ha comparecido como testigo a petición de la Fiscalía, fue el encargado de Difusión de Presidencia durante el 1-O y aunque fue cesado tras la aplicación del 155, ahora ha vuelto a desempeñar el mismo puesto en el Govern de Quim Torra.

El testigo ha abordado el interrogatorio nervioso, con evasivas y sin recordar nada en la mayoría de las preguntas que le formulaba el fiscal Jaime Moreno relacionadas directamente con su trabajo, hasta el punto de que el presidente del tribunal se ha visto forzado a intervenir para advertirle de que podía incurrir en un delito de falso testimonio a la vista de sus respuestas.

“El tribunal no ha valorado su testimonio, pero lo que es evidente es que hay algunas preguntas que usted esta eludiendo”, ha explicado Marchena, que ha recordado que el falso testimonio se aplica no solo al que miente sin al que responde “con inexactitudes o respuestas evasivas”.

Marchena ha intervenido cuando el fiscal estaba preguntando al testigo por la campaña de publicidad del anuncio de las vías del tren para el referéndum que, tras la renuncia de dos empresas a realizarlo, fue encomendado por Presidencia a la Corporación Catalana de Medios Audiovisuales (CCMA).

Este organismo emitió dos facturas de 93.000 euros y 180.000 euros a la Consellería de Presidencia -claves para justificar el delito de malversación- que el exconseller Jordi Turull aseguró que su departamento no tenía que pagar por estar dentro de un contrato marco, pese a que la presidenta del ente público las reclama.

El momento clave se ha producido cuando Mestre ha dicho desconocer si Presidencia acudió a la corporación para emitir estos anuncios tras las renuncias de dos empresas. “No lo se”, ha dicho.

Y acto seguido ha negado que tratara con Llorach para gestionar esta campaña en el ente público, cuando ella le señaló en instrucción como el contacto de la Generalitat con el que trató para la emisión. “No, lo niego”, ha respondido

Al ser preguntado por las facturas, ha señalado: “Oi que estaban estas facturas, pero no lo se. Nunca lo he visto, no me acuerdo”, por lo que el fiscal le ha pedido que precisara si eran de pago o no.

Pero este ha contestado que no lo sabe, ni siquiera sabe si han cobrado estos trabajos que sí que ha admitido que se prestaron, ni tampoco sabe si la Corporación lo ha reclamado.

Mestre también ha respondido con evasivas respecto de la campaña de cartelería encargada a tres imprentas, Artyplan, Global Solutions y Marc Martí. “Nada, no se nada”, ha afirmado.

Y ha sido en ese momento cuando el fiscal, al dar por finalizado su interrogatorio, ha pedido que se deduzca falso testimonio al juzgado de guardia, castigado con hasta dos años de prisión, a lo que Marchena ha respondido que el tribunal no puede valorar ahora si ha dicho la verdad o no, pero que lo valorará en sentencia.

Previamente Mestre, que participó en las campañas de publicidad de civisme y de acción exterior, ha señalado que la Generalitat encargó trabajos relacionados con “difusión de valores democráticos” a varias empresas pero que ninguno se pagó “por ordenes de arriba”, si bien todos ellos se prestaron.

Así sucedió con el caso de Estudi Dada que emitió un factura por un trabajo de 10.820 euros.”El trabajo fue hecho, pero nos comentaron que esta factura no se podía pagar”, ha señalado.

O con Nothingad Comunicación, que emitió una factura de 80.440 euros a la Generalitat, que no ha cobrado, por insertar en medios de internet anuncios sobre la campaña del registro de catalanes en el exterior que, según Metre, “puede ser” que haya renunciado a reclamar esa cantidad, si bien ha reconocido que no es habitual que los proveedores condonen facturas de estos importes.

Igualmente, ha dicho que no se pagó a Focus Media, que es la única de los proveedores que todavía reclama a la Generalitat el abono de los trabajos, es decir, la compra de los espacios publicitarios en prensa escrita por 130.000 euros. EFE

Otras noticias publicadas

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies