Últimas noticias
Lateral derecho Castillo de Javier
Lateral izquierda Castillo de Javier

11 claves para ahorrar en verano

NAVARRAINFORMACIÓN.ES

Si bien las vacaciones suelen conllevar grandes gastos, Acierto.com revela algunas claves para evitarlos

El aire acondicionado, los gastos de los niños, las vacaciones, esas cervecitas en la terraza todos los días…. La cuenta sigue y suma. Y es que si bien el verano lleva aparejados múltiples placeres, también conlleva ciertas tentaciones que pueden acabar saliéndonos caras. Por fortuna, el comparador de seguros Acierto.com ha recabado una serie de consejos para no llevarte sustos a final de mes. Desde aprovechar ofertas y promociones o elegir un buen seguro de viaje que cubra todos los gastos imprevistos que puedan presentarse, hasta descubrir el mejor ocio low cost.

No todo es temperatura cuando se trata del aire

Con cada ola de calor se dispara el consumo de aire acondicionado. De hecho es posible escuchar los zumbidos de los aparatos funcionando a todo trapo mientras caminamos por la calle a la hora de la siesta. Un recurso del que se suele abusar pero del que no tenemos por qué prescindir. La clave radica en cómo lo usamos.

Y no hablamos de solo de regular correctamente la temperatura -entre 24 y 26º C, recomienda la OCU-. Tan importante como prestar atención al termostato es elegir aparatos eficientes (A+++), vigilar su mantenimiento y limpiar los filtros cada año. Otras medidas pasan por mantener las persianas bajadas durante el día para evitar que las habitaciones se recalienten y asegurarse previamente un buen aislamiento: cerrar puertas y ventanas y optar por materiales que impidan fugas de aire (se estima que el 60% de las necesidades energéticas de los hogares se producen por pérdidas).

Anticípate a los imprevistos en los viajes

Llevas todo el año ahorrando para ese viaje internacional. Es normal que solo pienses en positivo pero, ¿te has preguntado qué pasaría si, por ejemplo, sufrieras una apendicitis en Estados Unidos? Sí, las probabilidades son escasas pero, en este caso, compensa económicamente asumir la prima de un seguro antes que la factura del hospital.

¿Y si pasa algo en casa que te obliga a volver al segundo día, con independencia de tu destino? Con un seguro de viaje, podrías tener derecho a un reembolso por cancelación y por interrupción del viaje ya iniciado.

Tampoco es necesario ponerse en el peor de los escenarios. Basta con que pierdan tu equipaje o con que tu vuelo -nacional- se demore para que todo el planing empiece a hacer aguas: gastos imprevistos, noches de hotel perdidas… Son situaciones en las que un seguro de viaje te va a apoyar, tanto logística como económicamente, con sus coberturas relacionadas con el equipaje y el vuelo. Pero no olvides comparar precios y coberturas antes de contratar. No todas las compañías ofrecen lo mismo.

Revisa el coche antes de un desplazamiento

A veces las averías llegan porque es su momento. Otras veces como consecuencia de un mal mantenimiento, como no revisar los niveles del aceite. Una buena revisión es fundamental para anticiparse a estos sustos. Pero también por una cuestión de seguridad.

Y es que existen pequeños gestos te ayudarán a ahorrar cientos de euros. Otros, solo unos céntimos, pero toda piedra hace pared. Una presión en las ruedas inferior a la recomendada por el fabricante, además de ser insegura, puede influir en el consumo de combustible. Además, contribuye a un desgaste más acelerado de los neumáticos.

Protégete del sol… con un buen seguro

Lo de usar crema solar, evitar exponerte a las horas de mayor riesgo y protegerte en la sombra, lo sabes de sobra. Pero quizás no hayas pensado en cómo evitar otras consecuencias del sol. Si por culpa de un problema dermatológico provocado por un exceso de sol tienes que ir al médico, puedes esperar meses a que te den cita en un especialista o tirar de medicina privada.

Quizás creas que es demasiado caro. Pero hay una manera de conseguir el mejor seguro de salud y ahorrar dinero: comparando. En Acierto.com podrás cotejar la oferta de hasta 20 aseguradoras distintas y ahorrar hasta un 50% en la prima de tu seguro, solo con escoger el mejor precio para la asistencia que necesitas.

Come de temporada

Ya hay incluso quien se ha lanzado a la agricultura periurbana y cultiva sus propios alimentos, de manera que obtiene beneficios en su economía y también en su salud. No te pedimos tanto como eso pero sí que respetes los ciclos de la naturaleza. Si comes los alimentos que brinda la tierra en cada momento, la cesta de la compra te costará mucho menos.

Comprar alimentos frescos, en general, ya es una manera de ahorrar frente a optar por los precocinados. Otro consejo: a granel siempre es más barato que envasado. Y, además, le ahorras el exceso de plástico al medio ambiente.

No olvides ir al súper lista en mano. Es uno de esos sitios en los que improvisar sale caro. Y desde luego, tampoco vayas con hambre o te llevarás más de lo que necesitas y/o un exceso de productos de picoteo y dulces, fundamentalmente.

Si puedes, evita la temporada alta

Tirar de temporada alta al viajar se traduce en precios desorbitados. Todos queremos aprovechar agosto para ir a la playa. Pero septiembre es un mes óptimo para viajar a algunos destinos costeros como el Levante o las Baleares. Podrás disfrutar de buen tiempo, de lugares no tan masificados y precios no tan altos.

Hay una gran diferencia entre alquilar un apartamento el 1 de agosto y hacerlo el 15 de septiembre; para muchos, temporada media. También en otro tipo de alojamientos como los campings diferencian tarifas entre un mes y otro. Si tienes la posibilidad de esperar, quizás te merezca la pena. Y hasta que lleguen las vacaciones, siempre puedes tirar de piscina.

Busca chollos

Antes no había más alternativa que acudir a un touroperador para contratar un viaje. Hoy en día puedes convertirte por tu cuenta en viajero low cost profesional. La red está llena de ofertas. Incluso de empresas que se dedican a encontrar esos chollos por ti y a ofrecerte planes que ni siquiera se te habían pasado por la cabeza.

Mantén una mentalidad abierta y déjate guiar por la red. Puede que no acabes en Croacia como esperabas pero también que descubras un lugar que te fascine o una actividad nueva a la que aficionarte, como el senderismo o el paddle surf.

Improvisa

Te ha pillado el toro. La gente no acababa de decidirse y no habéis planeado nada para las vacaciones. No importa, porque Internet vuelve a ser la solución. Hay páginas web dedicadas a mostrar ofertas de última hora. Dejarte llevar por la improvisación tiene premio, ya que estas ofertas pueden ser más baratas que si las hubieras contratado con tiempo.

Las agencias de viaje incluso cuentan con chollos y ofertas de último minuto. Es un tanto arriesgado ya que no puedes cerrar todos los detalles con meses de antelación. Pero ya sabes lo que dicen: la magia solo ocurre muy lejos de tu zona de confort.

Huye de los destinos de moda

En el presupuesto de tu viaje influyen tanto las fechas como el destino. Ahora que Croacia o Malta ya están explotados como destinos los precios se han disparado, cuando antes eran opciones económicas. Pero el mundo es grande y está lleno de rincones especiales y aún “desconocidos” para la mayoría. Solo tienes que encontrar el tuyo, antes de que se haga popular.

Incluso sin salir de España. El turismo nacional también es una opción ganadora cuando quieres ahorrar. Y no tiene nada que envidiar, en algunos casos, a las escapadas a esos lugares lejanos e idílicos. Destinos como las Islas Cíes en Galicia cuentan con playas paradisíacas de arena blanca y aguas transparentes. Eso sí, algo más frías que en el Caribe.

El cine es para el verano

Así como otras muchas formas de ocio barato que solo se disfrutan durante el verano, con ese plus de magia que aporta la estación. Pasar de pagar 8 euros a 3,5 euros por ver un estreno del año y además hacerlo al aire libre y bajo la luz de las estrellas, no tiene precio.

Parece una perogrullada pero la felicidad se esconde a veces en los detalles más simples. Tanto es así que el simple hecho de tomar unas cervezas o un helado en una terraza y en buena compañía o quedar en una playa para ver la lluvia de estrellas -planes baratos donde los haya- basta para sentir que disfrutas de estos días y sus noches eternas. No siempre es necesario viajar al otro lado del mundo o vivir de fiesta en fiesta para ello.

Aprovecha las rebajas

En Internet, en las grandes superficies, en las tiendas de tu barrio… El verano y sus rebajas es el mejor momento para aumentar tu fondo de armario, si lo necesitas. Siempre y cuando no compres demasiadas cosas que no necesitas solo porque son baratas. Aprovecha para comprarte esos vaqueros, esos zapatos o incluso la ropa de invierno que ahora está en promoción.

 

Otras noticias publicadas

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies