Últimas noticias
Lateral derecho Castillo de Javier
Lateral izquierda Castillo de Javier

Restauradas las pinturas de Gustavo de Maeztu que decoran el Salón de Sesiones del Palacio de Navarra

NAVARRAINFORMACIÓN.ES

Las pinturas murales que Gustavo de Maeztu realizó en 1935 para decorar las paredes del Salón de Sesiones del Palacio de Navarra han recuperado buena parte de la viveza y la policromía original, tras los trabajos de restauración que se han acometido durante este mes de agosto, con un presupuesto de 8.688 euros.

El conjunto pictórico, en el que tiene un claro predominio la figura de la mujer, ocupa todo el contorno del salón. Con un tamaño de de 29 metros de longitud por 1,80 metros de altura, está realizado con pintura al óleo sobre lienzo de lino de trama gruesa. En su parte central está representado el escudo de Navarra sostenido por dos mujeres con los trajes típicos de la Montaña y de la Ribera, respectivamente, todo ello en una tonalidad dorada. A ambos lados destacan dos grandes murales descriptivos de diferentes zonas geográficas de la Comunidad Foral – el valle de Baztan y la Zona Media- con personajes que realizan labores agrícolas y ganaderas de carácter tradicional. En otros lugares se representan personajes ilustres, como san Francisco Javier o Bartolomé de Carranza y lugares emblemáticos como Ujué, Viana, Pamplona/Iruña o Leire.

La restauración, impulsada por la Dirección General de Cultura, ha sido realizada por especialistas de la empresa Artres Restauración S.L. Ha consistido en la limpieza, colocación de hilos, estucado y nivelado de lagunas, reintegración cromática y la protección final. Tras la intervención, el conjunto ha recobrado su presencia original, que el paso del tiempo y los agentes de polvo y humo habían ido apagando. El salón volverá a estar operativo ya para la próxima sesión del Gobierno, prevista el día 29 de agosto.

En su obra “Arte y artistas en el Palacio de Navarra”, editada el año pasado por el Gobierno de Navarra, el historiador del arte Ignacio Urricelqui destaca el impacto del conjunto desde el punto de vista estético. En su opinión, contribuye a ello “el volumen de las figuras, la solidez del dibujo y el empleo de un colorido moderno, liberado en ocasiones del natural, donde se advierte el dominio del artista en la composición de las escenas”.

Gustavo de Maeztu

Gustavo de Maeztu y Whitney (Vitoria, 1887 – Estella-Lizarra, 1947), pintor y escritor, fue hermano del escritor Ramiro de Maeztu. Su infancia transcurrió en Bilbao, donde estudió pintura con Antonio Lecuona. Entre 1904 y 1908 residió en París, donde se educó en la academia parisina “La Grande Chaumière”, aunque abandonó por un tiempo la pintura para dedicarse a escribir. En la capital francesa se inició en la técnica de la litografía.

De regreso a Bilbao, formó parte del grupo fundador de la revista El Coitao, en la que firmó sus artículos bajo el seudónimo de “Don Tejón Vélez Duero”. En 1911 publicó su primer libro, El imperio del gato azul. Posteriormente pasó algunas temporadas en Londres, París y Madrid. En 1916 realizó un viaje por España tomando apuntes de tipos populares. Desde 1936 residió en Estella y se dedicó exclusivamente a la pintura.

Perteneciente a la primera generación de renovadores de la pintura vasca, realizó una síntesis ecléctica de las tendencias francesas de principios de siglo, en la que sobresalen la espontaneidad de la ejecución, la exaltación colorista y el vigor dibujístico del contorno, acompañados de una insistencia en los temas costumbristas de paisajes vascos y castellanos, entre los que destacan las series de tipos populares de Vozmediano y Calatañazor. También cultivó el retrato, como el tan conocido del maharajá de Patiala.

El Salón de Sesiones

El Salón de Sesiones es la estancia en la que celebra sus reuniones el Gobierno de Navarra. Está amueblada con una gran mesa de reuniones en torno a la cual se colocan los sillones de los miembros del Gobierno, tapizados en rojo, con eslabones de cadenas bordados en sus respaldos y rematados por dos pequeñas águilas de bronce.

Además de las pinturas de Gustavo de Maeztu, el salón cuenta con otros elementos de interés artístico, entre los que destaca el techo, compuesto por un artesonado de madera de roble con motivos heráldicos en los que se combinan las armas de Navarra con los de distintos monarcas y dinastías del Reino Sancho el Sabio, Sancho el Fuerte, Champaña, Evreux, Aragón y Principado de Viana.

También, cabe mencionar objetos como un reloj francés del siglo XIX, con una alegoría que representa a La Ley Paccionada de 1841, situado encima de la chimenea central de la estancia; una cabeza de apóstol, obra de Jorge Oteiza, donada a Navarra por la Congregación Salesiana, y un ejemplar de la edición príncipe del Amejoramiento del Fuero de 1982, cuyo texto fue aprobado en ese salón por la Diputación Foral el 9 de marzo de 1982.

El acceso a la estancia se realiza a través de una pequeña antesala en la que se encuentra un bargueño renacentista de hacia 1600 con cajonería adornada con columnillas labradas en hueso y tallas sobredoradas. En las paredes, cuelga un conjunto de pinturas realizadas sobre lámina de cobre, por Peter Sion, en el siglo XVII, que representan la historia bíblica de José y sus hermanos.

Otras noticias publicadas

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies