Últimas noticias
Lateral derecho Castillo de Javier
Lateral izquierda Castillo de Javier

La Comunidad Foral de Navarra recibirá el 12% más para políticas de empleo en 2018

NAVARRAINFORMACIÓN.ES

La Comunidad Foral de Navarra recibirá del estado 2,5 millones de euros más para políticas de empleo en 2018, un 12% más que inicialmente en 2017

El vicepresidente Miguel Laparra y Paz Fernández, directora gerente del Servicio Navarro de Empleo (SNE), ha nasistido a la  Conferencia Sectorial de Empleo y Asuntos Laborales en en Madrid.

De la reunión mantenido con las CCAAA el vicepresidente ha destacado la disposición del Ministerio de Empleo de alcanzar un acuerdo en las próximas semanas, que espera se haga efectivo.

Junto a representantes de varias Comunidades Autónomas han vuelto a plantear hoy que la nueva renta por desempleo (RED que va sustituir a los subsidios y ayudas Prepara, RAI y PAE, llegue a más colectivos de desempleados y sea compatible con la Renta Garantizada y las rentas mínimas de las CCAA.

Laparra ha insistido en que la posición estatal inicial hoy planteada por el Ministerio de incompatibilidad entre prestaciones favorece una reducción importante de los ingresos de las personas desempleadas de Navarra y obliga a las comunidades que tienen sistemas de rentas básicas a incrementar la inversión para garantizar los mínimos vitales. Un cambio en esta cuestión, permitiría que Navarra pudiera destinar una parte importante de la inversión en renta garantizada a otras necesidades sociales.

23,7 millones asignados, un 12% más

Navarra ha conseguido 23.766.589 euros en el reparto de fondos del Plan Anual de Políticas de Empleo del Ministerio, un 12,10% más que la consignación asignada en abril del año pasado, de 21.200.625 euros.

La participación de Navarra en estos fondos estatales, que alcanzan los 2.054.825.290 euros, es del 1,13%, la misma que el año pasado. Si se aprueban los presupuestos generales del Estado, el ministerio repartirá entre las CCAA 72 millones de euros adicionales.

El reparto del Plan Anual de Políticas de Empleo ha sido abordado este martes en Madrid durante la reunión de la Conferencia Sectorial de Empleo, en la que ha participado el vicepresidente de Derechos Sociales, Miguel Laparra, acompañado por la directora gerente del Servicio Navarro de Empleo  (SNE), Paz Fernández.

Buenos resultados en orientación, formación e inserción

El Ministerio reparte fondos de acuerdo con el grado de ejecución del Plan Anual de Políticas de Empleo del Ministerio, un conjunto de indicadores de actividad (44) que han sido modificados en 2017 (el 40% fueron introducidos como novedad en septiembre) y nuevamente cambiarán en 2018.

Navarra sobresale en el desempeño de los 27 factores que ha identificado como prioritarios para determinar la efectividad de las políticas activas de empleo, esto es: orientación, formación, atención e inserción de colectivos desfavorecidos, atención e inserción de mujeres y emprendimiento.

En estos indicadores, Navarra obtiene uno de los mejores resultados de todas las CCAA.

El resto de indicadores son de carácter instrumental, responden a estrategias del SEPE (certificación de gastos, resoluciones sancionadoras por no renovación de la demanda, inserción de perceptores de Programa de Activación para el Empleo, etc.), o bien se refieren a relaciones institucionales con el SEPE (número de reuniones, asistencia a programas de buenas prácticas, etc). Teniendo en cuenta el global de indicadores, Navarra se ha situado en la décima posición, si bien un 14% por encima de la media estatal.

El reparto de fondos del Ministerio de Empleo y Seguridad Social tiene en cuenta la mejora en los indicadores respecto al año anterior y el desempeño habitual de la CCAA y este año aplica el criterio 50-50%.

 

Recorte en orientación pero mantenimiento de la inversión

Pese al incremento general del 12% en la asignación, el Estado ha recortado en un 23,5% los fondos destinados a programas de orientación, por lo que Navarra pasa de obtener 4.421.965 euros a 1.262.480 €. Sin embargo, Navarra mantendrá su apuesta por la orientación profesional al considerar que estos servicios resultan fundamentales en la inserción laboral de las personas desempleadas.

El Estado ha aumentado la dotación del programa de atención a personas paradas de larga duración. Durante el año 2017, el Estado concedió a Navarra un importe total de 2.794.728 €, y para este año 2018, la dotación económica es 2.984.088 € (6,7% más). En Navarra está prevista la aprobación de dos convocatorias de subvenciones destinadas a la atención e inserción laboral de este colectivo tan afectado por el desempleo.

 

Noticia relacionada El Servicio Navarro de Empleo destinará este año 5,6 millones en ayudas a empresas

Texto

El 54% de quienes se forman se insertan

Según ha detallado Laparra, los datos obtenidos por Navarra en los 27 indicadores que inciden directamente en los servicios de valor del SNE son “muy reseñables”, por encima de la media estatal, según ha valorado el vicepresidente Laparra. Destacan los de orientación, formación e inserción de colectivos desfavorecidos.

En materia de orientación, el SNE-NL proporcionó información y orientación a 57.071 personas en 2018, de las 72.479 personas distintas que se inscribieron como demandantes en algún momento del año. Navarra supera la media en diversos indicadores de orientación como en servicios de información y orientación profesional y tutorías individualizadas (cerca de 63.000). 7.059 personas suscribieron itinerarios de activación laboral.

Un total de 6.031 personas desempleadas participaron en acciones formativas. De las 5.103 que la finalizaron 2.748 se insertaron, cerca de un 54% del total de participantes. Igualmente, Navarra está por encima de la media, en el volumen de formación acreditable que ofrece (4.342 personas la consiguieron) y en el número de centros formativos que tienen implantado un sistema de calidad.

En materia de inserción, Navarra destaca por el número de demandantes insertados en los 6 meses siguientes a la realización de un itinerario individualizado (3.820 personas). En 2017, 7.059 personas suscribieron itinerarios de activación laboral. Además, 2.952 personas con dificultades de inserción firmaron un contrato en 2015 y desde entonces no habían vuelto a inscribirse.

Navarra está muy por encima de la media autonómica en indicadores como el número de personas paradas de larga duración mayores de 45 años y discapacitadas que han firmado un contrato y no se han vuelto a inscribir en el año en curso (un 22% del total de personas de estos colectivos) , o en el número de personas perceptoras de prestaciones insertadas que han recibido un servicio en los 6 meses anteriores a la colocación o en el número de personas jóvenes que han obtenido un empleo en los 6 meses siguientes a ser atendidos por el SNE-NL (un 49,7% de las personas atendidas se inserta en los 6 meses siguientes).

Otras noticias publicadas

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies