Últimas noticias
Lateral derecho Castillo de Javier
Lateral izquierda Castillo de Javier

CARTA: UPyD, donde habla lo hecho

CARTA: UPyD, donde habla lo hecho

 

En esta prodigiosa pintura renacentista del flamenco Peter Brueghel, el viejo, podemos observar la aparatosa caída del joven Ícaro, cuyas blancas piernas pueden verse hundiéndose en el ancho mar, en la parte inferior derecha del lienzo.

Relata Ovidio, en su Metamorfosis, cómo Ícaro, hijo de Dédalo, el constructor del laberinto del Minotauro (en el que quedaron ambos encerrados por orden del rey para que no desvelaran ni su entrada ni su salida), trató de huir con su padre de la isla de Creta con unas alas que le había creado y se habían pegado a la espalda con cera. «(…) el muchacho empezó a recrearse en su atrevido vuelo, abandonó a su guía y, arrastrado por sus ansias de cielo, remontó el vuelo. La proximidad del abrasador sol ablanda la aromática cera que sujetaba las plumas. La cera se ha derretido; agita Ícaro sus brazos desnudos, y, desprovisto de alas, no puede asirse en el aire, y aquella boca que gritaba el nombre de su padre es engullida por las azuladas aguas, que de él tomaron nombre.»

pinturaEl mito de Ícaro relata cómo este, tras ser aupado a lo más alto, cae estrepitosamente y el poeta Auden subraya de este “Paisaje con la caída de Ícaro”: “cómo cada elemento da la espalda al desastre despreocupadamente; quizás el labrador escuchó el chapuzón, el grito ahogado, pero eso para él no era motivo de inquietud; el sol brillaba como debía brillar sobre las piernas blancas que desaparecían bajo las aguas verdes; y ese barco, tan espléndido y elegante, que ha de haber asistido a algo asombroso: un chico que volaba desplomándose del cielo; pero el barco tenía que llegar a algún lugar, y siguió navegando mansamente.”

Así que mientras el vertiginoso trompazo de Ícaro, todo transcurre con absoluta normalidad como en nuestra actualidad, se derrumba el bipartidismo como consecuencia de todos sus desmanes, fruto de la más absoluta bajeza moral, pero no se hunde el mundo ¡oiga! Se restituye.

Su restitución pasa por entregar las llaves del cofre del tesoro público y las políticas a otras manos, evidentemente. ¿Recuerdan ustedes aquella caja que un día tuvimos entre todos y que unos pocos la desaparecieron? ¿O es que alguno de ustedes le volvería a dejar la llave de su casa a aquellos rostros familiares que ya se la han desvencijado así como al resto de su comunidad de vecinos?

Se restituye sí, pero no a cualquiera, sino a quienes ya han demostrado, por el camino andado, merecerla por propios méritos, con criterio moral, con compromiso, con hechos – no con simpática y vacua palabrería – denunciando ante los tribunales con su propia financiación (sí esa que otras formaciones políticas dilapidarán en campañas electorales, para que sus rostros les sean familiares y les provoquen confianza), para que fechorías así no queden impunes, para que se restituya todo lo robado, para que nos quede el pundonor de decir: “no hicimos como si nada, no pensamos que en su lugar hubiéramos hecho lo mismo, ¡actuamos!”

Actuamos para que no se fueran de rositas. Sobran los motivos para unirse o apoyar a UPyD: Las honorable gentes de Rosa 10 son las mismas que obtuvieron ¡en semejante tesitura! un sobresaliente en transparencia internacional y las mismas que llevan 7 años en las instituciones sin un solo caso de corrupción, las mismas que han denunciado a Bankia, las tarjetas black, la desaparición de las cajas, etc. etc.

Sus hechos hablan por sí solos (renuncia a coches oficiales, venteadas las nóminas al viento, 0 casos de corrupción…) pero no se escuchan, porque a los poderosos medios les interesa más seguir con el vodevil, con los cantamañanas, con los listillos, con los mismos defectos pero con diferentes rostros. Así se vende más prensa, así se sube en audiencia y así se dilapida la iniciativa y la inteligencia de este país.

No son gentes las de UPyD que prometan milongas para llegar al poder y si te he visto no me acuerdo. Basta escucharlas, ellas sí pueden con hechos, no con gratuita retórica. Inténtenlo, en su web, y si aspiran a tocar el cielo con sus alas ¡atrévanse!

¿Se imaginan ustedes lo que supondría que un partido sin corruptos gobernara esta comunidad, este país por primera vez en su historia? Recuerden que quienes los tachan de autoritarios critican que expulsen del partido a sus afiliados al menor síntoma de corrupción en lugar de promocionarlos hasta lo más alto en reconocimiento.

Una dulce revolución está viendo la luz en Navarra y en España. Ya era hora de cerrar el paso a la corrupción que trae miseria y pobreza y aumenta escandalosamente nuestra deuda que ya supera todo lo que producimos en un año. Ya era hora de la dulce revolución de UPyD.

Codés Echalecu

Consejo Territorial de UPyD en Navarra.

Otras noticias publicadas

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies