Últimas noticias
Lateral derecho Castillo de Javier
Lateral izquierda Castillo de Javier

Hacer ejercicio después del colegio mejora la concentración y la capacidad intelectual

Hacer ejercicio después del colegio mejora la concentración y la capacidad intelectual
Foto: amigui
Foto: amigui

Un estudio norteamericano demuestra que hacer ejercicio después del colegio mejora su concentración y su desarrollo intelectual

El experimento se realizó durante nueve meses con 221 niños y que se detalla en la revista Pediatrics. Concluyendo en que los niños que realizan actividad física entre moderada y vigorosa durante al menos 60 minutos al día después de salir de la escuela registraron una mejora sustancial en su capacidad para prestar atención, evitar la distracción y cambiar entre tareas cognitivas.

La mitad de los sujetos del estudio fueron asignados aleatoriamente a seguir un programa después de la escuela y el resto fue colocado en una lista de espera. Todos los participantes se sometieron a pruebas de imagen cerebral y cognitiva antes y después de la intervención. “Los que estuvieron en el grupo de ejercicio recibieron una intervención estructurada que fue diseñada de la forma que les gusta a los niños moverse”, señala Charles Hillman, profesor de Kinesiología y Salud Comunitaria de la Universidad de Illinois de EEUU y director del estudio.

La intervención, llamada FitKids, se basa en el programa de ejercicios CATCH, una iniciativa de promoción de la salud basada en la investigación que fue inicialmente financiado por los Insitutos Nacionales de Salud de EEUU y ahora es utilizado por las escuelas y los departamentos de salud en todo el país. Los niños en el grupo de ejercicio FitKids llevaban monitores de la frecuencia cardíaca y podómetros de la durante la intervención.

“De media, las tasas cardiacas de los niños corresponden con un nivel de moderado a vigoroso a la intensidad del ejercicio y un promedio de alrededor de 4.500 pasos durante la intervención de dos horas”, detalla Hillman. Los niños estaban activos unos 70 minutos al día y, como era de esperar, la aptitud aumentó más en el grupo de intervención en el transcurso del estudio. “Hemos visto un aumento de 6% en la aptitud de los niños en el grupo de intervención FitKids”.

Los niños que realizaron el programa de ejercicio también mostraron aumentos sustanciales en la “inhibición atencional”, una medida de su capacidad para bloquear las distracciones y concentrarse en la tarea en cuestión y mejoraron en “flexibilidad cognitiva”, que implica el cambio entre tareas intelectuales, manteniendo su velocidad y precisión. Los niños del grupo de control de lista de espera registraron mejoras mínimas en estas medidas, en línea con lo que cabría esperar como resultado de la maduración normal durante los nueve meses, según Hillman.

“Los menores en el grupo de intervención mejoraron dos veces en comparación con los niños en lista de espera en cuanto a su precisión en las tareas cognitivas –subraya–. Y encontramos cambios generalizados en la función cerebral, que se refieren a la distribución de la atención durante las tareas cognitivas y la velocidad de procesamiento cognitivo. Estos cambios fueron significativamente mayores que los mostrados por los niños en lista de espera”.

Otras noticias publicadas

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies